Uranofobia

La uranofobia es el miedo al cielo o a la bóveda celeste. La palabra proviene de los vocablos griego “ouranos” (cielo) y “fobia” (miedo).

Este problema se considera una fobia específica, que se discute en la página principal. La uranofobia también se llama ouranofobia.

¿Cuáles son las causas de la uranofobia?

Es generalmente si aceptamos que las fobias nacen de eventos vividos (normalmente traumáticos) y predisposiciones internas (es decir, herencia o genética).

Este tipo de fobias específicas nacen de experiencias concretas, normalmente traumáticas vividas cuando se es joven.

Se piensa que elementos como la química cerebral, la herencia y la genética, junto con las experiencias de la vida influyen a la hora de desarrollar una fobia.

Temor a no alcanzar el cielo o paraiso

¿Cuáles son los síntomas?

Como con cualquier fobia, los síntomas varían según la persona, dependiendo de su grado de miedo.

Los síntomas típicamente incluyen ansiedad extrema, pavor y cualquier cosa asociada con el pánico como la falta de aliento, respiración rápida, latidos irregulares del corazón, sudor, sudoración excesiva, náuseas, sequedad de boca, náuseas, incapacidad para articular palabras u oraciones, sequedad de boca y temblores.

¿Se puede tratar la uranofobia?

Un psiquiatra puede recetar algún medicamento, pero normalmente vienen acompañados de efectos secundarios, y no siembre son bien tolerados por el individuo.

Por otra parte, un psicólogo puede tratar la fobia desde otra perspectiva, sin recurrir a elementos químicos externos que, al fin y al cabo, no curan el trastorno, sólo intentan paliar los síntomas.

Estos profesionales médicos afrontan el problema con hipnoterapia, psicoterapia y programación neurolingüística.

Puedes compartir

2 Comentarios

  1. Daiana Diaz dice:

    Hola me llamo Daiana y tengo miedo el cielo

  2. ismael dice:

    Me llamo Ismael , tengo terror al que si hay algo mas alla de la muerte asi como pesadillas con el espacio exterior algunas de ellas con el fin del mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *